13 febrero 2008

esa amarga despedida o cómo romper con el tabaco

He dejado de fumar. Se acabó. Hoy me he echado el último piti de mis próximos meses (nunca se sabe si el tentador aroma del tabaco rubio podrá conmigo de nuevo, así que mejor no añadir "de mi vida" a eso de "el último piti"...). Tras años de ser fumadora que desearía no serlo he decidido tomar una decisión drástica. ¡¡A la mierda con el mono peludo del tabaco!!, que gritaba mi profesor de literatura en el instituto cuando le entraba la ansiedad fumetil en mitad de clase. Y es que se pasa mal dejando el tabaco. Yo misma lo he dejado dos veces. La primera, duré casi 3 meses y no recuerdo porqué estúpida razón volví una vez superadas las ganas de comer nicotina con pala. La segunda, aguanté apenas un mes y de eso hace ya un año y medio así que este momento tenía que llegar. Algún día debía replantearme la situación. ¡Si es que llevo fumando desde los 13 años! Al principio poco, eso sí. Algún cigarrillo los fines de semana en medio de los típicos rituales púberes. En ese tiempo comprabas el paquete a medias con tu amiga y os íbais toda la pandilla a fumar medio escondidos a los portales pasando la tarde entera entre bolsas de pipas y ojos vigilantes para que ningún conocido os pillase con el piti humeante en la mano... (Esta entrañable escena se repetirá años más tarde con algunas variaciones, ya que posteriormente no serán pipas sino litronas, y en vez de tabaco, porros).
Sin embargo desde hace unos años, y a lo tonto son bastantes, fumo todos los días. De hecho, todos los putos días, ya que si no es tabaco, son petas, adicción a la que sí que no puedo renunciar... Pfff... ¿Quién me mandó a mi meterme en este barrizal? Si es que yo soy débil, muy débil. Y hedonista, muy hedonista. Me gusta comer, dormir, follar, soñar, vaguear, beber... fumar!! Me encanta encenderme un piti y tirarme a leer y escribir chorradas o mirar el techo o las nubestrellas. Va a ser un bajón. Pero es que si no lo hago, voy a estar recriminándomelo constantemente como hago ahora y es absurdo mantener un comportamiento que sabes tan perjudicial para tí mismo... Es que es por recomendación médica. Definitivamente tengo que dejarlo. Es que estoy embarazada.
Jajaja. En serio, a ver qué tal me va. Cero pitis a partir de... YA!!!

3 comentarios:

SEbas dijo...

ooo-lé!! mu bien hecho, a ver si aguantas, que es chunguete pero se puede! canutos no valen tampoco, no? que luego pasas a fumar porros to los dias y no hemos cambiao na ;)

por cierto, el giro del embarazo me ha dejado mu roto, jajaja. Ya sabes como hacerlo público en el caso de que pase ;)

hala, muchos ánimos y haz caso a tu profe de literatura :) besos!

GiraLima dijo...

no se está haciendo tan cuesta arriba como creía, pero es que estoy haciendo "trampas"...

oye empieza el calorcete, empiezan las raves... a ver cuándo nos reunimos en una plaza a frikear uk?
besos

SEbas dijo...

yujuuuu, a rodar! que me vendrá bien... me llevo los zancos y hacemos un completo? aunque lo del calorcete estos días se rebela...

ánimo! y mientras hagas poquillas trampas no es tan malo tp ;)