18 junio 2008

fotocopia

No consigo distinguir los colores
Y a menudo todo es verde masticando
Mi paleta de artista invitada
al ágape de los instintos

o azul
que tanto de cielo como de asfalto brilla en las fachadas
mezclándose en la retina,
ese renombrado aglutinante que bate mis ojos,
para delicia del sueño oculto

modelo mitad de mármol
piel el resto

me siento
desplazada
en el caballete
portátil
bajo el alero de pintores solos

veo mundo
transportada en su mundo

toco techo
de tanto oler brisa

Voy a ponerle gafas a mis recuerdos
Porque no consigo esmaltar,
Como sabia de los pigmentos,
Lienzos sobrios de abrazos
Cada mañana que amanece
Ni distinguir el presente del todo
En esta suma de partes
Que es mayor que la suma de mi pasión al peso

Ahora mismo,
Una luz
Exquisita
Baña la calle
Pero yo sólo veo blancos, grises e inmigrantes
Pidiendo más nombres en las esquinas
Para definir la palabra “color”
Y soledad de diccionario

2 comentarios:

Levita dijo...

¿Y no crees que la soledad de los artistas tiene un color maravilloso? Es único. Y por suerte, imperceptible para la mayoría de las personas.

Un beso...

Amanda Erosionada dijo...

Perdiendo el tiempo no consigo encontrar respuesta a porqué cuando miro el arco iris veo siete colores donde solo deberían aparecer seis.